Hidromiel

Una entrada deliciosa…

HIDROMIEL

La HIDROMIEL, es una bebida alcohólica que se la reconoce como de la
más antigua consumida por el hombre. Pensemos en un poco de miel
abandonada a sí misma, la que se diluye en forma casual (una lluvia
por ej.), y que por efecto de las levaduras que están presentes en
ella (levaduras que traen las abejas junto con el polen) comienza el
fenómeno de la fermentación (transformación de los hidratos de
carbono (azúcares) de la miel en alcohol etílico y dióxido de
carbono. Como consecuencia de ella se forma una solución
hidroalcohólica, de sabor agradable y que a lo largo del tiempo se
la ha sabido apreciar en distintas partes de la tierra. Veamos lo
que dice la enciclopedia británica al respecto:

“…Las bebidas alcohólicas hechas a partir de miel fermentada, eran
comúnmente consumidas por los antiguos habitantes escandinavos, la
Europa teutónica, y Grecia en la Edad Media, particularmente en los
países del norte, donde la uva no prospera; la hidromiel de los
Griegos y Romanos era probablemente similar a la hidromiel bebida
por los Celtas y Anglosajones. Sin embargo la Romana Mulsum o Mulse
no era hidromiel sino que era vino de uva endulzado con miel. En la
literatura céltica y anglosajona tales como los escritos de
Taliesin, la hidromiel es la bebida de reyes.

Sin embargo, su consumo comenzó a decrecer frente a las cervezas
desde los primeros tiempos de la agricultura medieval y también por
los vinos importados desde Portugal a partir del Siglo XII.
Finalmente, cuando el azúcar proveniente de las Indias Occidentales
comienza a ser importada en cantidad (a partir del Siglo XVII) había
menos incentivos para la cría de abejas, y así la esencial miel
comenzó a escasear. De hecho la hidromiel pasó de ser la más común
bebida alcohólica de la Gran Bretaña a un brebaje consumido en
ciertos ámbitos y determinadas ocasiones.”

Nota simpática

La hidromiel es a menudo referida como el Néctar de los dioses, o
también la bebida del amor. El consumo de hidromiel ha sido
considerado responsable de la fertilidad de la pareja.

Veamos una explicación: Científicos han llevado a cabo experimentos
con animales y encontrado que se puede incrementar el porcentaje de
nacimientos masculinos por alteración del ph del cuerpo. Es conocido
que la alcalinidad o acidez del cuerpo femenino durante la
concepción puede influir sobre el sexo del nuevo ser. El nivel de
azúcar en sangre altera el ph.

Esto explicaría él porque de la antigua tradición de que la pareja
debía consumir hidromiel durante una lunación después de su boda y
de esa manera incrementar la probabilidad en el nacimiento de hijos
varones, responsables éstos de la defensa de los territorios en esas
épocas donde la guerra era cosa de hombres.

De aquí entonces la costumbre actual de la luna de miel.

De cualquier manera, si a pesar de consumir hidromiel durante toda
su luna de miel, concibe ud. una nena, no importa, vuelva a
intentarlo; porque en estas cosas como en muchas otras el proceso es
tan importante como el producto.

La hidromiel en el mundo

Griegos, Mayas, Africanos, Ingleses, Franceses, Judíos, Suecos,
Polacos, Húngaros, Alemanes, los “homebrewers” de hoy y también los
aborígenes australianos, todos durante las etapas felices de sus
vidas han disfrutado de la hidromiel.

Como se dice Hidromiel en:

Español: Hidromiel o Aguamiel
Portugués: Hidromel
Francés: Hydromel
Italiano: Idromele
Inglés: Mead
Búlgaro y Ucraniano: Med
Galés: Meddeglyn o Myddyglyn
Alemán: Mede
Rep. Checa y Eslovaquia: Medovina
Ruso: Medovukha
Lituano: Medus
Polaco: miòd
Danés y Noruego: Mjod
Sueco: Mjod
En Estonia: Modu
Árabe: Nabidh
Finlandés: Sima
Etíope: Tej
Griego: Ydromeli

Salud a todos!!!

Tipos de Hidromiel

Se reconocen tres categorías de hidromiel y cada una tiene sub-
categorías. La importancia de estas divisiones es que ellas ayudan a
entender la enorme variedad de sabores que la hidromiel puede
asumir. Un cierto sector, muy específico por cierto utiliza
diferentes tipos de hidromieles para diferentes momentos. Las
categorías son:

TRADICIONAL: Agua, miel y levaduras. Para muchos similar al vino
Riesling o Chardonay pero con un sabor propio único.

MELOMEL: Hidromiel saborizada con frutas tales como Manzana (Cyser),
Uva (Pyment) o con cereales tales como cebada malteada y lúpulo
(Braggot o Bracket).

METHELGLIN e HIPPOCRAS: Hidromieles especiadas que han sido
originalmente creadas para cubrir el sabor indeseable que se generan
a causa de las probables contaminaciones que debe haber sufrido la
hidromiel durante el curso de su elaboración. Esta categoría incluye
sabores tales como Lavanda, Vainilla, Jazmín, etc.

De hecho, en opinión de quien escribe, lo fascinante de este
producto reside en la elaboración de hidromiel tradicional buscando
diferentes bouquet en función de ir modificando el tipo de miel
utilizada, es decir de diferentes orígenes florales. Totalmente
análogo con lo que sucede con los vinos de uva: diferentes
variedades, diferentes características organolépticas.

Teóricamente, existen tantas variedades de miel sobre la tierra como
tipos de néctar que producen las flores. Cada variedad tiene su
característica distintiva de sabor y aroma que constituye su
esencia. En resumen, lo fascinante es capturar esa esencia y
trasladarla a la bebida.

A trabajar se ha dicho

La elaboración de hidromiel comprende tres etapas básicas:

La primera es preparar el MOSTO de tal manera que las levaduras
encuentren un medio apropiado para su vida.

La segunda es lograr que estas levaduras realicen la transformación
de los azúcares de la miel en alcohol etílico y CO2. Fenómeno este,
muy complejo por cierto, que se conoce como fermentación.

La tercera es que lo obtenido de esa fermentación se transforme en
un producto sano, agradable, y de conservable en el tiempo. Luego de
esta tercera etapa, y a la elección del productor, una segunda
fermentación en botella para otorgarle la tan mágica burbuja.

Receta básica
Como para preparar 20 L de hidromiel SECA (sin restos de azúcares
fermentables) de 12º de alcohol etílico.

Todos los elementos que estarán en contacto con el producto deben
estar perfectamente limpio.
Ingredientes
Una damajuana de vidrio de 20 L.
Una olla de acero inoxidable.
Un cucharón.
1 Colador
1 recipiente con la escala de medir volúmenes (un balde plástico va
a servir)
Miel : 6 Kg (aprox. 4 L) de la mejor
Agua: 16 L (potable claro, hervida y después enfriada)
Ácido Tartárico: 30 g
Fosfato Diamónico: 20 g
Bentonita: 20 g
Levaduras: Levaduras Secas Activas (L.S.A.) de uso enológico.

Elaboración

Mezclamos el 6 Kg de miel con 6 litros de agua, y mezclamos
perfectamente. Asegurarse que no hay restos de abejas en la miel. Si
las hay las retiramos con cuidado con el colador. Comenzamos a dar
calor hasta que esta mezcla hierva, y así la mantenemos por 15
minutos (sin dejar de remover), y retiramos con el colador la espuma
que se forma (son proteínas desnaturalizadas que adoptan el aspecto
de merengue).

Pasados los 15′, agregamos el resto del agua para enfriar la mezcla
lo más rápido posible a una temperatura cercana a los 20 ºC. A esa
temperatura debemos agregar el ácido tartárico disuelto en un poco
de agua, el fosfato diamónico (ídem) y las levaduras.

Precaución

Seguir las instrucciones del fabricante de las levaduras para
proceder a su rehidratación. Esta operación debe ser hecha sí o sí
correctamente.

Se la puede dejar en la misma olla bien tapada con un lienzo en un
lugar lo más fresco posible durante 4 días (Temperatura no superior
a los 24º C, siendo la ideal 18 / 20ºC). Al comienzo la fermentación
es tan tumultuosa que el CO2 arrastra el aire y no hay problemas de
formación de vinagre por contacto con el aire.

Pasados los 4 días, el mosto en fermentación le debemos pasar a la
damajuana de vidrio bien llenita y ponemos un taponcito de algodón,
para permitir la salida del gas de la fermentación. Lo mantenemos
allí hasta que no se vean mas burbujitas que suben.

Para tener una hidromiel bien cristalina, la debemos clarificar, y
para ello se utiliza la bentonita. Primero la debemos hidratar,
colocando los 20 g en 200 cc de agua espolvoreándola finamente sobre
la superficie sin agitar el agua. Así la dejamos tranquila por 24 h.
Pasado ese tiempo, mezclamos la bentonita con la hidromiel (puede
ser en el balde) que sean 30 minutos de contacto de la bentonita con
la bebida agitando no muy fuerte. Después lo volvemos a poner en la
damajuana con bentonita y todo y lo dejamos en reposo por 48 h. Van
a ver como la bentonita se va al fondo dejando bien cristalina la
bebida. Pasadas las 48 h., trasvasamos con una manguerita el líquido
de un recipiente a otro con cuidado de no arrastrar el fondo.

Tenemos así lista para consumir la hidromiel, colocarla en botellas
bien tapadas y se puede comenzar a consumir, siempre con amigos o
bien acompañado.

Consumir siempre en su justa medida, nunca abusar del consumo de
alcohol

Hidromiel espumante

Si se quiere hacer una hidromiel con burbujas, a la hidromiel lista
le agrega 8g de Sacarosa (azúcar de caña bien blanca) por cada litro
y colóquela en una botella como las de cerveza, con una tapa tipo
corona. Al cabo de algunos días, según la temperatura va a tener el
espumante.

Precaución
Observe al pesar la cantidad de azúcar porque si se excede la
presión interior puede provocar la rotura de la botella con el
consecuente riesgo de accidente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: